En la red

Estas son las enfermedades que nos ha dejado la tecnología

El desarrollo y la innovación tecnológica nos han traído herramientas de las que ahora nos resulta imposible desprendernos.

Sin duda, los diferentes gadgets han mejorado nuestro desempeño laboral y también facilitado aspectos de la vida pero no todo es favorable ya que también existen ciertas enfermedades que nos ha dejado la tecnología.

Y, hoy en Techbit te mostramos las enfermedades más comunes que la tecnología nos ha dejado.

Túnel carpiano

El túnel carpiano es un síndrome, normalmente, producida por el trabajo en el escritorio. ¿A qué nos referimos con ello? La mayoría del tiempo pasamos largas jornadas frente a los ordenadores en una sola postura lo que puede desarrollar este síndrome en la mano que sostiene el mouse.

Por manejar una sola postura en nuestros trabajo y teclear, nuestro brazo puede sufrir las consecuencias. El túnel carpiano produce un hormigueo e incluso entumecimientos en la mano y muñeca, seguido de dolores agudos que se extienden a lo largo del brazo.

enfermedades_tecnologia.jpg

En Techbit sabemos que es casi imposible alejarnos de nuestro ordenador, por lo que desarrollar este síndrome puede ser muy probable; sin embargo, te recomendamos que relajes y cambies la postura de tu brazo a lo largo del día. Así, ayudarás a evitar estos dolores.

Problemas en la visión

Antes de la llegada de las computadoras, celulares o tablets, había males oculares comunes como miopía, sin embargo, con la llegada de estos dispositivos nuestros ojos sufren muchas afectaciones por la luz que estos desprenden.

El pasar horas y horas frente a aparatos electrónicos ha generado cansancio visual del que se puede desprender visión borrosa y resequedad en los ojos. Estas manifestaciones se dan principalmente por el tiempo que pasamos frente a los dispositivos y, a su vez, reducimos considerablemente el número de parpadeos.

enfermedades_tecnologia_1.jpg

Para dañar en menor medida tu visión puedes ajustar el brillo de tus dispositivos.

Pérdida de la audición

Actualmente los audífonos son nuestra mejor compañía ya que nos posibilita dejar el celular en los bolsillos de la ropa y escuchar música o podcasts de nuestro interés.

enfermedades_tecnologia_2.jpg

Ahora podemos hablar por teléfono, escuchar los audios de WhatsApp o simplemente escuchar música. Sin embargo, todas estas facilidades han dañado nuestros oídos. El alto volumen o el constante uso pueden desarrollar pérdida en la audición y zumbidos en los oídos.

Tensión en el cuello

La tensión en el cuello también vino con el crecimiento tecnológico ya que nos ha cambiado la postura y forzamos el cuello a pasar en posiciones que no son correctas. Los síntomas son el dolor muscular en la base del cuello e incluso se pueden manifestar dolores de cabeza.

Algunos ejemplos de esta postura son cuando contestas el teléfono y por no dejar de realizar otras actividades, sostienes el teléfono con el hombro y la cabeza: lo que somete al cuello a una tensión. O bien, cuando escribes mensajes o simplemente navegas por las redes en tu celular y sostienes el celular a la altura del pecho inclinando el cuello.

enfermedades_tecnologia_3.jpg

Cáncer

El cáncer también forma parte de esta lista por la radiación de radiofrecuencia. De acuerdo con el Instituto Nacional del Cáncer, no se han encontrado asociaciones significativas del uso del celular con el cáncer, sin embargo, se ha estudiado la radiación de radiofrecuencia de los celulares con el cáncer.

enfermedades_tecnologia_4.jpg

Esta relación significativa ha llevado a recomendar no atender llamadas telefónicas largas pues se cree que la radiofrecuencia puede causar cáncer en el cerebro. Así como mantener alejados los celulares de la cabeza, se recomienda el uso de audífonos para reducir la cercanía de la radiofrecuencia.

Estas son algunas de las enfermedades que la tecnología nos ha dejado, ¿las conocías? Ahora que sabes un poco más de cómo prevenirlas sigue los consejos de esta nota para mejorar la salud.

¿Quieres dejar algún comentario?

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top