Betsabé Guzmán - Visión de mujer

Las dos marchas de agosto – Betsabé Guzmán

En el mes de agosto ocurrieron dos manifestaciones dignas de llamar la atención porque reflejaron la desesperación ante la situación que se vive en nuestro país en materia de seguridad y salud.

Las movilizaciones sucedieron previo al 1er. Informe de Gobierno, del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien no dudó en reiterar su respaldo a la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo.

Las dos marchas a las que me referiré son las del 16 de agosto, en donde un grupo de mujeres protestó por la violencia de género, y la del 26 de agosto, realizada por padres de familia de niñ@s con cáncer, para exigir al gobierno federal quimioterapias y medicamentos para sus hijos.

Ambos reclamos los considero absolutamente legítimos, pero la forma es en la que discrepo. Aun con los argumentos que expresaron las mujeres de su comportamiento durante la movilización, los padres de familia dieron muestra de que se puede alzar la voz sin caer en la agresión y la violencia.

Trato de entender la pena, el sufrimiento, el trauma por la que han pasado mujeres que han sido violadas, secuestradas, golpeadas y acosadas, así como la de los papás y mamás angustiados por el cáncer de sus [email protected] y no contar con el medicamento para continuar su tratamiento.

Los padres de familia bloquearon los accesos a la terminal 1 del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, incluso llegaron a ofrecer disculpas por dicha medida, pero no agredieron a transeúntes, no quemaron instalaciones, no hicieron pintas, ni echaron diamantina a quien pasara por ahí, como ocurrió en la marcha del grupo de mujeres.

Las mamás y los papás fueron más efectivos en llamar la atención de las autoridades; en cambio en el caso de las mujeres se desvió la atención de lo que ellas querían: que se atendiera la violencia de género, la cual se agravó en los últimos meses.

Luego del saldo de lo ocurrido, me hice esta pregunta: ¿cómo se puede pedir alto a la violencia, si como mujeres incurrimos en ésta?

Agredieron a los hombres, llámense policías o reporteros; digamos que le “pagaron con la misma moneda” al sexo masculino. Y no se trataba de eso, sino de lo que se trataba es que las autoridades se apliquen para atender el problema de la violencia y se active la alerta de género en la capital del país.

El pasado 21 de agosto el periodista Héctor De Mauleón dio a conocer las cifras que presentó el Observatorio Nacional Ciudadano respecto a la incidencia delictiva en el primer semestre de 2019.

La CDMX se posicionó como primer lugar nacional en trata de personas, fue el delito que más aumentó en la ciudad y registró un crecimiento de 104.1%. Cada día se registraron cuatro homicidios, tres extorsiones y cuatro violaciones.

En el primer semestre de 2019 se presentó la tasa más alta de homicidio doloso de la que hay registro: 9.17 por cada 100 mil habitantes.

Pero la jefa de Gobierno tiene otros datos. De diciembre de 2018 a julio de 2019, el homicidio doloso presentó una tendencia a la baja, según el reporte de seguridad de Datos Abiertos de la Ciudad de México.

En el marco del informe del presidente López Obrador, estos días se prestarán para comentar dicha rendición de cuentas, pero pasado el momento habrá que darle seguimiento al curso de las medidas que tomaron recientemente el secretario de Salud, Jorge Alcocer Valera, y la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

De acuerdo con una nota de la reportera Perla Miranda (El Universal), el secretario de Salud sostuvo una reunión con los padres de familia de niñ@s con cáncer y se ofreció como puente entre ellos y el presidente López Obrador para hacerle llegar sus inquietudes y dar seguimiento a sus demandas, sobre todo en los temas de abasto y distribución de los medicamentos, así como en las necesidades de los menores de edad que padecen algún tipo de cáncer.

En tanto la jefa de Gobierno de la CDMX, Claudia Sheinbaum presentó hace unos días “El Plan de Acciones Inmediatas para Atender la Violencia Contra las Mujeres”, el cual consta de cinco ejes: transporte público, espacio público, instituciones de seguridad y justicia, atención a víctimas y campañas permanentes.

El plan es muy amplio y si es de su interés estimado lector puedo consultarlo en la página www.jefaturadegobierno.cdmx.gob.mx

Vale la pena resaltar que en algunos rubros, se escribió entre paréntesis el tiempo en el que se llevará a cabo el programa.

Una de las propuestas que rescató de dicho plan es que se enviará a los Congresos federal y local una iniciativa de ley para crear un Banco de Información genética de agresores sexuales, a fin de combatir la reincidencia en delitos sexuales.

Espero, por el bien de los ciudadanos, que tanto el secretario de Salud como la jefa de Gobierno hayan hecho su tarea porque verdaderamente es de su interés atender las demandas sociales, y no porque los apresuró la fecha del informe.

¿Quieres dejar algún comentario?

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top