Rubén Galicia - Acta Non Verba

El panorama en el rubro de agua potable se ve complicado – Rubén Galicia

Sin duda uno de los temas más relevantes de los últimos días tiene que ver con el proyecto del Presupuesto de Egresos de la Federación para el próximo año, ha sido un tema ampliamente comentado y presente en la agenda pública, su trascendencia radica en que el Presupuesto de Egresos es uno de los documentos de política pública más importante de nuestro país, en el detalla la orientación, destino y tipo de gasto que tendrá el gobierno a lo largo del año.

El pasado 8 de septiembre se envió al Congreso de la Unión el paquete económico 2020, que incluye los Criterios Generales de Política Económica, la iniciativa de ley de ingresos y el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación, sobre este último se puede observan una clara prioridad a los programas sociales del gobierno, a los temas de seguridad y al sector energético, sin embargo hay un tema sobre el cual considero se debe prestar especial atención, la inversión en el sector del agua.

De acuerdo con el proyecto presentado, el cual puede consultarse en la siguiente liga www.ppef.hacienda.gob.mx, la Comisión Nacional del Agua (Conagua), la institución responsable de administrar las aguas nacionales sufriría una reducción del 4%, equivalente a 941 millones de pesos. Cabe resaltar que esta institución ha ido perdiendo cada vez más presupuesto dese 2016.

Sobre estas reducciones de presupuesto de la Conagua, es preocupante el rubro de agua potable, drenaje y saneamiento que pasa de 3 mil 763 millones a 2 mil 602.7 millones, es decir una reducción de 31.3% respecto al año pasado, en el área de infraestructura hídrico-agrícola también presenta una reducción de 38 millones.

Pero el impacto que me parece más grave es el relacionado a la reducción presupuestal que se presenta en el traslado a los estados y municipios, vía los subsidios que se otorgan para la construcción de obras de agua potable, drenaje y saneamiento, esto dejara sin la posibilidad de realizar importantes proyectos de agua a la mayoría de los estados. A nivel nacional se tienen en promedio reducciones del 30%, pero en algunas entidades las reducciones llegan a ser hasta del 70%, es claro que el proyecto presentado no considera el agua como una prioridad, un panorama complicado en un país con una evidente amenaza de escasez de este recurso. Según datos del Instituto de Recursos Mundiales, México se encuentra entre los países catalogados con “estrés hídrico” y varios de sus estados están próximos a alcanzar el llamado “día cero”.

Hace unas semanas se realizó uno de los eventos más importantes a nivel internacional sobre el agua, el “SIWI World Water Week” en Estocolmo, y uno de los temas en los que se ha insistido es el la necesidad de que los Países inviertan en infraestructura hidráulica, además estas inversiones pueden representar retornos importantes, uno de los últimos reportes del Programa Mundial de Evaluación de los Recursos Hídricos (WWAP) señala que la inversión en saneamiento y abastecimiento mejorado de agua presenta un enorme potencial para rentabilizar de tres a 34 veces la inversión original.

Invertir en agua, es invertir en el futuro de México.

¿Quieres dejar algún comentario?

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top