Juan José Arreola - Código Político

López Obrador debe corregir – Juan José Arreola

La más criticable de las políticas que ha seguido el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha sido la de dividir al país.

Independientemente del acuerdo o desacuerdo que podamos expresar por la forma particular de gobernar del tabasqueño, lo que nadie deberíamos permitir que sucediera es su gusto (útil en campaña pero inútil a la hora de gobernar) de siempre descalificar a sus críticos, endilgándoles adjetivos o posturas que supuestamente asumieron en contra del avance del país.

Verborrea pura

Es grave que así hable el presidente.

Primero, porque es el mandatario de un país y como tal, su deber es gobernar y representar a todas y todos, lo que elimina con su palabrería o por lo menos hace que dudemos de que sea así.

Segundo, porque polariza a la sociedad; la divide entre “buenos” (sus seguidores) y “malos” (sus críticos) y hace que se enfrente. Por ahora han sucedido varias ocasiones que ciudadanos mexicanos cruzan insultos solo por sus diferencias políticas.

Apenas este lunes vimos y escuchamos cómo un par de mujeres insultaban a dos de los integrantes de la familia LeBarón al momento en que llegaban al Palacio Nacional. “Vendepatrias”, “traidores” y “lárgate si no te gusta México” fueron unas de las tantas lindezas que les espetaron.

También leímos el mensaje en Twitter de que envió la esposa de López Obrador, Beatriz Gutiérrez Müller, al escritor Mario Vargas Llosa, así como los cotidianos pleitos que suele protagonizar legislador federal, Gerardo Fernández Noroña.

El riesgo que corremos como país, de insistir el presidente en este comportamiento, es que esos choques que por ahora han sido solamente verbales, en cualquier momento pasen a los empujones y luego a los golpes.

Su lenguaje y sus ideas también se enfilan en contra de los medios de comunicación que son sus críticos. A éstos ha decidido descalificarlos; les reclama que no lo ayuden y hasta les exige que se unan a su política por el simple hecho de que piensa que encabeza un gobierno revolucionario y los “buenos” periodistas siempre han estado al lado del cambio.

Incluso, este lunes 2 de diciembre, en la conferencia matutina, Andrés Manuel López Obrador tuvo la necesidad de hacer un llamado a sus seguidores a que se “serenen” y a que controlen sus emociones, luego de que varios de ellos agredieran a un periodista que cubría la concentración dominguera en el zócalo de la Ciudad de México con motivo de su primer año al frente del Poder Ejecutivo federal.

Con razón o sin ella, esta forma de expresarse de los medios de comunicación ha provocado que cunda entre los mexicanos la percepción de que el presidente de la república ha intervenido para excluir a periodistas “incómodos” de los medios de comunicación.

El caso símbolo es el de Carlos Loret de Mola al que se suma ahora el de Víctor Trujillo en su caracterización del payaso “Brozo”.

No lo sé a ciencia cierta si el mandatario mexicano ha intervenido o no para que ambos fueran excluidos de sus espacios informativos. Lo que sí me queda muy claro, es que hoy muchos pensamos que así fue, lo que se constituye en un riesgo político más para el país.

Por este escenario mediático que el mismo presidente ha construido con sus discursos y soliloquios matutinos es que tuvo que afirmar, también este lunes, que su gobierno no metió las manos para la salida de Loret de Mola y de “Brozo”.

Necedad

A pesar de lo que empezamos a observar por este empecinamiento, que es la división de la sociedad mexicana, pareciera ser que no le importa y ahora se ha enfilado contra los gobernadores que han determinado no realizar reuniones matutinas para analizar el parte policiaco de sus respectivas entidades.

A ellos les dijo “flojos” porque no se levantan temprano y adelantó que va a mencionar quiénes son.

Y sí, una vez más la confrontación y el fomento de la división, que fervientemente deseo que abandone y ojalá; ojalá de verdad que alcance a corregir.

Periodista
Lic. en Periodismo Digital
Twitter: @juanjosearreola

¿Quieres dejar algún comentario?

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top