Querétaro

Imco: Querétaro, 5 lugar en el país en cumplimiento de contabilidad gubernamental; está 15 puntos arriba del promedio nacional

Nota: Patricia López Núñez /Enlalupa.com

Querétaro se ubicó en el quinto lugar nacional en cumplimiento de contabilidad gubernamental, en los resultados del Índice de Información del Ejercicio del Gasto (IIEG) 2019 del Instituto Mexicano de la Competitividad (Imco), que evaluó a todas las entidades del país.

De acuerdo con el estudio, Querétaro logró un cumplimiento del 82% en los indicadores revisados, por arriba del promedio nacional, que es del 67%, aunque el Imco puntualizó que a más de 10 años de la creación de la ley general de Contabilidad Gubernamental, todos los gobiernos estatales violaron esta normatividad.

Al dar un informe sobre el IIEG, el Imco reconoció que Querétaro se encuentra dentro de los 5 primeros lugares con mayor cumplimiento, por debajo de Puebla, que alcanzó el 96%, Sonora con el 94%, Campeche con el 91% e Hidalgo con el 83%.

Por lo contrario, los gobiernos con un cumplimiento menor son Tlaxcala con el 56%, Michoacán con 37% y Ciudad de México con 35%. Sin embargo, el Imco subrayó que “reportar el gasto de forma correcta no significa gastar bien” y como ejemplo señaló a Sonora, que pese a su alto nivel de cumplimiento, presentó una variación del 43% entre lo que presupuesto y lo que ejercitó en 2018.

En términos generales, 17 de las entidades federativas variaron más del 15% su presupuesto, de manera que “los gobiernos estatales, en complicidad con sus congresos, gastan miles de millones de pesos adicionales a los presupuestados cada año” y significa una “mala planeación de las Secretarías de Finanzas y nula supervisión del congreso local”. Sin embargo, Querétaro, Jalisco, Chihuahua, Tabasco y Yucatán son las entidades que mostraron mejor desempeño entre el presupuesto aprobado y el ejercido, con 6%, 4%, 3% y 2% de diferencia, respectivamente.

Ninguna entidad federativa cumple al 100% la Ley General de Contabilidad Gubernamental, de acuerdo con los resultados del IIEG 2019. En comparación con la edición anterior, 21 entidades mejoraron, 8 retrocedieron y 3 se mantienen sin cambio. En 2018, la Administración pasada de la Ciudad de México destaca por el menor cumplimiento a los formatos establecidos en la normatividad de contabilidad gubernamental: el 60% de los documentos de la Ciudad de México no pueden compararse con otras entidades. Es decir, omite momentos contables o su periodo es ambiguo”, expresó el Imco.

El Imco no encontró 174 documentos que respaldan el gasto estatal y únicamente 12 entidades publicaron en tiempo y forma los documentos evaluados. A pesar de esas fallas, se encontraron ciertas buenas prácticas en contabilidad gubernamental.

Entre ellas, citó a Puebla que presenta la información financiera de forma consolidada en un micrositio alineado a las obligaciones de la Ley General de Contabilidad Gubernamental y los formatos establecidos por el Consejo Nacional de Armonización Contable (Conac), así como San Luis Potosí, que presenta su información financiera de tal forma que permite la identificación de los funcionarios públicos responsables de su emisión.

Entre las malas prácticas en contabilidad gubernamental, el Imco ejemplificó que en Michoacán persiste la “creatividad” contable, además que no se adopta un “lenguaje único” que permita la comparabilidad y análisis de la información sobre cómo gasta sus recursos públicos.
Incumplimiento de los plazos

“En Baja California, Durango, Michoacán, San Luis Potosí y Tabasco existe un incumplimiento de los plazos para la publicación de su información financiera. Omitieron publicar en los plazos legales al menos un trimestre del ejercicio fiscal de 2018”, abundó.

Para el Imco existe evidencia que apunta a que en los estados, la simulación contable se utiliza como un engaño en el reporte de información financiera. Esta práctica permite gastar sin transparentar, sin rendir cuentas a los ciudadanos y sin tener que justificar las prioridades del gasto.

Dentro de las recomendaciones, resaltó que para mejorar la calidad de la información financiera se necesita eliminar el margen de interpretación en la normatividad de contabilidad gubernamental emitida por el Consejo Nacional de Armonización Contable, que los entes obligados publiquen en tiempo y forma su información financiera y publicar la información financiera en formato de datos abiertos y hacer uso de herramientas tecnológicas.

¿Quieres dejar algún comentario?

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top